#Favoritos: The Last Dance

Hoy vi el séptimo episodio de The Last Dance. La serie me está gustando mucho más de lo que me esperaba.

En este episodio, hacia le final, tratan sobre lo duro que era Jordan con sus compañeros en los entrenamientos y en los juegos. Y en un ponto, él dice una de las líneas que me parecen más significativas:

I wanted to win, but I wanted them to win and be a part of that as well.

Michael Jordan

Jordan veía el empujar a sus compañeros a ser mejores, con la dureza que ello conllevaba, como algo necesario para que ellos pudieran ser parte de esa victoria que él quería para él pero que sólo podía venir como parte de la victoria del equipo completo. Y, como lo dice él, nunca le pedía a los demás cosas que él no había logrado antes.

Un testimonio de su entrega y la profunda importancia que esa forma de jugar, junto con la mentalidad que conlleva, para Jordan es la escena final de este episodio en la que afirma “That’s how I played the game. That was my mentality. If you don’t wanna play that way, don’t play that way.” y con lágrimas juntándose en sus ojos al decir esas últimas palabras.

Mi meta para Noviembre

A inicios de año, me propuse, en mi 2020 Reading Challenge de Goodreads, de leer 64 libros. Por mi falta de planificación y de disciplina, a la fecha he llegado casi a la mitad de ese número de libros. Pensando en si disminuir ese número o si retarme a leer los 33 libros que me quedan para llegar a la meta, llegué a una resolución.

La decisión que tomé es la de retarme a leer esos 33 libros y llegar a mi meta inicial; empezando con 12 libros en este mes. Yo sé que esto significará para mí leer los libros que lea rápidamente. Pero la razón por la que lo voy a hacer es porque estoy convencido de que avanzar lo más que pueda con mi lista de “Want to Read” de Goodreads (que a la fecha está conformada de más de 800 libros), me va a significar enorme valor para la carrera intelectual que persigo. Pero también estoy convencido de la importancia de aprovechar bien todo el valor que pueda sacar de los libros. Y una buena parte de esto, para mí va a ser leer esos valiosos libros dos veces o más.

Entonces parte de la razón por la que voy a leer todos estos libros en los próximos dos meses tan rápido es en darles una primera leída rápida para después regresar a ellos con una lectura más cuidadosa; y también, incidentalmente, para decidir si una segunda lectura merecería la pena.

En este punto de mi vida, cada día que pasa tengo más claridad sobre el tipo de cosas que me gustan y el tipo de cosas en los que puedo aprovechar mis fortalezas para expandir mis capacidades. Apenas hoy se me ocurrió una de las ideas más importantes que he tenido en meses (y no son pocas las que he tenido tan emocionantes así este año), y así, tengo más claridad sobre el tipo de libros que necesito leer de acuerdo con las metas que me propongo. Así que con toda confianza y determinación, voy a tomar los libros que más me vayan a ayudar en mi aprendizaje. Así que, como lo mencioné, este mes mi meta será leer, por lo menos 12 libros. Y eso me va a acercar más a mi meta, para dejar un mayor número de libros para diciembre cuando tendré más tiempo para leer, ya habiendo terminado el ciclo escolar del 2020. ¡Esto es emocionante!

-Deutsche Grammophon- en Spotify

Este mes hice un hallazgo que me ha traído muchísimo gusto hacer ahora que estoy profundizando en mi apreciación de la música, especialmente la música clásica.

Ese hallazgo fue el perfil de Spotify del legendario sello discográfico fundado en 1989 (ahora parte de Universal Music Group), Deutsche Grammophon. Esta es, de hecho la compañía discográfica más antigua establecida. Y se concentra, desde su fundación, en la grabación y distribución de música clásica.

Este fue un hallazgo maravilloso para mí porque en su perfil tienen más de 140 listas de reproducción con música clásica curada por expertos del arte. Y esto me ha dado la oportunidad de tener una dirección muy buena en mi exploración de música clásica guiándome por compositores, intérpretes y una variedad de otros criterios de clasificación muy útiles para navegar el océano de grabaciones existentes de música clásica.

Y el tener esa riqueza de librerías curadas de música clásica de la mejor calidad por una fuente autoritativa de este arte de uno de los medios más propicios para hacerlo disponible como es Spotify, es un privilegio que tenemos del que los amantes de la música clásica hace un siglo no hubieran podido, probablemente, ni siquiera soñar.

El encontrar estas listas de reproducción me ha llenado de alegría y de gratitud estos últimos días y espero que más personas puedan aprovechar esta magnífica riqueza como son este tipo de librerías: https://open.spotify.com/user/deutschegrammophon

Documental: “Commanding Heights”

Esta semana empecé a ver un documental de tres partes llamado “Commanding Heights: The Battle for the Economic World”. El documental trata sobre la batalla de ideas entre las perspectivas del libre mercado y el control gubernamental de la economía. El documental toma el título del término que Lenin usó para referirse a sectores muy importantes de la economía de un país como las “commanding heights” (sectores clave) de la economía.

Por ahora he visto sólo la primera parte. Y me pareció muy interesante, especialmente el relato de los hechos históricos en los que se manifestaba ese debate de ideas.

El documental completo se puede encontrar en YouTube, dividido en tres partes.

Episodio recomendado: “Bookending your day”

Recientemente leí La Autobiografía de Benjamin Franklin. Una de las cosas que me parecieron más interesantes fue el sistema que él ideó para mejorar su carácter personal. En resumen, lo que él hacía es: tomar las virtudes que él quería cultivar en su carácter, asignar cada virtud a una semana, y al final de cada día, recontar las veces en las que falló en practicar la virtud que le correspondía vigilar en esa semana. Así, semana por semana, desarrollaba más vigilancia por cada virtud, enfocándose en una a la vez, para desarrollar el carácter que él eligió cultivar.

Hace unos días también escuché un episodio del podcast “Philosophy for Flourishing” de Objective Standard Institute (OSI) en el que discuten un sistema con un fin similar al sistema de Franklin que es el de mejorar uno su carácter mediante una vigilancia diaria a las acciones de uno.

Recomiendo ávidamente la lectura de La Autobiografía de Benjamin Franklin y también el podcast de OSI para explorar más sobre estas geniales herramientas.

Recomendación: The Write of Passage Podcast

Hace tiempo, cuando inicié una nueva iteración de mi proyecto de escribir todos los días en el presente blog, escuché este podcast para estimular mi pensamiento sobre la utilidad de llevar a cabo dicho proyecto.

El podcast es “The Write of Passage Podcast” por David Perell, un escritor y emprendedor en internet. Los episodios son cortos, generalmente por debajo de 5 minutos. Y está lleno de buenas ideas y de consejos prácticos sobre formas de abordar la escritura en internet, y de crear contenido en general.

Se consume rápidamente y está dividido en secciones lo suficientemente cortas para escucharlas cómodamente en una caminata o mientras se realiza una tarea que permita concentración mental en una adicional.

Escúchalo aquí:

Briefly on «Shane»

ShaneShane by Jack Schaefer
My rating: 5 of 5 stars

“And he was Shane.”

I can hardly find the words to describe how beautiful this novel is.
It is a masterfully integrated story, a remarkable example of unity in a work of art.

View all my reviews

Andrew Bernstein was the one who motivated me to read this amazing work of literature. He says that Shane is about the virtue of hero/worshipping; and I agree fully with that. By that fact, Shane is now one of my favorite novels.

Check out the 8 minutes discussion Andrew delivers on Shane in a talk on heroes of literature:


Listen, Bob. A gun is just a tool. No better and no worse than any other tool, a shovel—or an axe or a saddle or a stove or anything. Think of it always that way. A gun is as good—and as bad—as the man who carries it. Remember that.

Shane

Ben Bayer sobre “La rebelión de Atlas” como una novela Romántica

Hoy vi una charla muy instructiva en cuanto a qué es una novela romántica por Ben Bayer del Ayn Rand Institute.

En realidad, la charla es sobre cómo una novela específica, La rebelión de Atlas, es romántica, pero yo encontré el principal valor para mí en el análisis de Ben de “Atlas” como ejemplificando qué es y cómo luce una novela romántica.

Esto es particularmente interesante para mí porque me estoy embarcando en una exploración más amplia de literatura en este punto del año. Hoy leí la mitad de “Shane” de Jack Schaeffer y me está encantando. Y el análisis de Ben va a ser muy útil en darme las herramientas para analizar esta y las demás obras que lea.

La charla de Ben es muy recomendable y estimulante:

Reflection upon re-reading “ITOE”

Introduction to Objectivist Epistemology by Ayn Rand

My rating: 5 of 5 stars


The ideas in this book saved me, from the misticism that dominated all my thinking in my short lifetime, when I was 17. At that time, I only adopted a couple of broad convictions from the ideas in it: the conviction that my reasoning mind should be the supreme authority of my life and the promise of a descriptive and normative science to guide me in my use of my mind. The first conviction gave me the courage to take charge of my own learning and thus that of my own life as well. The second is a promise that encouraged me to undertake the exploration of my internal world and of the philosophy that would guide me in that internal exploration and growth necessary for the life I aspired to lead. And for that, I am immensely grateful to Ayn Rand and the editors.

Getting, finally, to re-read this book now was an immensely gratifying and stimulating experience. Epistemology is the most basic foundation of androgogy (the science of human learning). And now I am excited for the intellectual re-launch this book is giving me for my exploration of epistemology and theory of knowledge; to be integrated with my exploration of andragogy and of educational technologies to inform my career projects.



View all my reviews

Curso: 14 Pieces — por Inside the Score

Esta semana empecé un curso gratuito sobre aprender a escuchar música clásica llamado 14 Pieces por Oscar, del canal de YouTube Inside the Score, que sigo ávidamente.

Yo no soy completamente nuevo a escuchar música clásica. La música es la forma de arte principal que consumo; lo hago diariamente. Y la música clásica es uno de los principales géneros que disfruto. Gracias a mi mamá, yo he tenido una apreciación por la música clásica desde mi niñez. A menudo escuchábamos un programa vespertino dedicado a ese género en su radio favorita. Recuerdo que en ese programa, muy frecuentemente, incluían partes del Cascanueces de Tchaikovsky. Y yo nunca me aburría. Esa era mi obra favorita hasta mi adolescencia.

Y los últimos años, gracias a mi exploración más profunda de la rama de la estética de la filosofía, me he puesto a explorar la música clásica y he llegado desarrollar preferencias específicas mías. Y este paso hacia profundizar un poco más en mi capacidad de apreciar la música clásica era justo lo que me faltaba a mí para disfrutarla aún más. Y este curso está siendo una excelente fuente para ello.

El curso es bastante al punto. La primera hora es una discusión de los aspectos fundamentales de la apreciación de la música, y el resto es una especie de “companion” musical por 14 piezas de música clásica seleccionadas por el instructor. Yo estoy escuchando una pieza por día y voy por la cuarta pieza. Aunque no he llegado a la mitad del curso, con sólo esto ya puedo afirmar que mi contemplación de la música se ha expandido.

Espero escribir más sobre lo que aprenda en este curso en el futuro. Por ahora, quiero decir que es un curso que recomendaría a cualquiera que se quiere iniciar en esta cultivación de la apreciación de la música clásica.

Inscríbete gratis aquí:

https://www.insidethescore.com//14-pieces/

El primer paso es importante

Como lo compartí en mi post, ayer tomé el paso de reducir mis días de usar Instagram y redes sociales para darme más tiempo para hacer otras cosas.

Y hoy, esa determinación en la decisión que tomé me ayudó a tomar otra acción que desde hace un tiempo había pensado en tomar, pero que no me había atrevido a hacer porque representa un compromiso considerable de mi parte de tiempo y dinero.

Y eso es suscribirme a Audible.com y aumentar mi tiempo de lectura y hacerlo más fácil.

Hoy lo hice y al momento, escuché el 40% de La autobiografía de Benjamin Franklin. Ese es un libro que siempre quise leer y estoy tan feliz de por fin ponerme a hacerlo. Hasta el momento me he encantado. Espero terminarlo este fin de semana y después seguir con Zero to One de Peter Thiel.

Esa acción de ayer me pareció como un paso más hacia mejorar mi vida. Pero hoy resulta que me dio la inercia para dar un paso aún más significativo para mejorar mi vida acelerando y expandiendo mi aprendizaje.

Esto me recuerda a una frase que siempre me ha gustado de Dan Sullivan:

Most growth happens as a result of many small steps. The key is to keep taking them.”

Dan Sullivan, The Laws of Lifetime Growth

Reduciendo “screen-time”

Hoy vi el documental The Social Dilemma en Netflix. Fue un documental interesante. La primera mitad fueron insights muy buenos sobre hechos de las redes sociales y cómo están construidas. Pero la segunda parte me pareció más un activismo mal razonado con propaganda alarmista sobre las redes sociales.

Mi mayor takeaway es que las redes sociales como Instagram, YouTube y Facebook aprovechan tendencias naturales humanas para diseñar sus servicios de tal forma que sea fácil retener nuestra atención en ellos sin que, necesariamente, nosotros nos demos cuenta.

Entonces me puse a reflexionar sobre si me está afectando o no la forma en la que uso las redes sociales y decidí tomar una acción concreta. Con Facebook, desde hace tiempo empecé a reducir mi tiempo de pantalla hasta el punto en que las últimas semanas mi tiempo de uso ha estado por debajo de los 20 minutos al día. Con YouTube, desde hace años, siempre lo uso intencionalmente y cuidadosamente, enfocándome más en ver cosas de las que pueda aprender además de que lo que uso generalmente por una hora como máximo mientras estoy haciendo otras tareas, entonces no me preocupa mucho. Con Twitter, mi uso siempre es como mucho de 30 minutos, y he cuidado mi feed para que me muestre mayormente ideas de gente pensante.

Pero donde vi que había mucho que mejorar es en mi uso de Instagram. Así que lo primero que hice al terminar de ver la serie es desactivar temporalmente mi cuenta principal de Instagram. Y decidí que sólo la voy a desactivar y usar los domingos, y quizá a veces los días jueves. Y me encargué de dejar de seguir a más de un tercio de la gente que seguía en mi cuenta secundaria para reducir la información que me muestre y enfocarme en lo que yo vaya a compartir, que es para lo que creé la cuenta, compartir mi aprendizaje.

Voy a experimentar esto por un mes y estoy seguro que me va a ayudar a reducir mis distracciones durante el día. Ahora pensaré en cómo puedo reducir aún más las distracciones y aprovechar más el tiempo que libere de ello.

Recomendación: “Transforming Burnout with Selfishness”

Hoy escuché de nuevo un iluminador panel entre los psicólogos Ellen Kenner, Edwin A. Locke y Jean Moroney sobre un tema muy relevante a mi experiencia en el primer semestre de este año. Yo lo había escuchado hace dos años cuando fue ofrecido den el OCON 2018, pero el escucharlo ahora después de mi experiencia del semestre pasado fue muy enriquecedor y casi una experiencia diferente, porque lo puede relacionar más con mi propia vida y experiencia que yo mismo he tenido.

Recomiendo ávidamente esta charla a cualquiera que haya sentido alguna vez como si se le hubiera acabado el combustible para trabajar por sus metas, aún siendo metas con las que uno tiene un compromiso muy profundo. Eso puede pasar y es un fenómeno que tiene causas definidas… y soluciones que funcionan.

Hay muchas lecciones que sacar de este panel y preguntas que hacer. Pero es un excelente clarificador de los aspectos más fundamentales del fenómeno del “burnout”.

Recomendación: “Los tres ingredientes de la productividad relajada” por Alex Epstein

El episodio más reciente de Alex Epstein en su podcast The Human Flourishing es un resumen con cuatro puntos importantes que ha tratado en su podcast sobre este tema.

La productividad relajada, dentro del marco de Alex Epstein consiste en tres ingredientes:

  • Un proceso inevitablemente productivo
  • Planeación de “high-altitude”, como yo lo entiendo es algo como una perspectiva de panorama amplio y de largo plazo
  • Actividades de rejuvenecimiento real

Y la prevención de un ‘veneno’:

  • Destructores de enfoque

Este fue un episodio muy útil y espero regresar periódicamente a él mientras aprendo a implementarlo mejor a mi trabajo productivo y ver cómo puedo mejorar en este aspecto.

Escucha el episodio completo: