#Favoritos: The Last Dance

Hoy vi el séptimo episodio de The Last Dance. La serie me está gustando mucho más de lo que me esperaba.

En este episodio, hacia le final, tratan sobre lo duro que era Jordan con sus compañeros en los entrenamientos y en los juegos. Y en un ponto, él dice una de las líneas que me parecen más significativas:

I wanted to win, but I wanted them to win and be a part of that as well.

Michael Jordan

Jordan veía el empujar a sus compañeros a ser mejores, con la dureza que ello conllevaba, como algo necesario para que ellos pudieran ser parte de esa victoria que él quería para él pero que sólo podía venir como parte de la victoria del equipo completo. Y, como lo dice él, nunca le pedía a los demás cosas que él no había logrado antes.

Un testimonio de su entrega y la profunda importancia que esa forma de jugar, junto con la mentalidad que conlleva, para Jordan es la escena final de este episodio en la que afirma «That’s how I played the game. That was my mentality. If you don’t wanna play that way, don’t play that way.» y con lágrimas juntándose en sus ojos al decir esas últimas palabras.

Mi meta para Noviembre

A inicios de año, me propuse, en mi 2020 Reading Challenge de Goodreads, de leer 64 libros. Por mi falta de planificación y de disciplina, a la fecha he llegado casi a la mitad de ese número de libros. Pensando en si disminuir ese número o si retarme a leer los 33 libros que me quedan para llegar a la meta, llegué a una resolución.

La decisión que tomé es la de retarme a leer esos 33 libros y llegar a mi meta inicial; empezando con 12 libros en este mes. Yo sé que esto significará para mí leer los libros que lea rápidamente. Pero la razón por la que lo voy a hacer es porque estoy convencido de que avanzar lo más que pueda con mi lista de «Want to Read» de Goodreads (que a la fecha está conformada de más de 800 libros), me va a significar enorme valor para la carrera intelectual que persigo. Pero también estoy convencido de la importancia de aprovechar bien todo el valor que pueda sacar de los libros. Y una buena parte de esto, para mí va a ser leer esos valiosos libros dos veces o más.

Entonces parte de la razón por la que voy a leer todos estos libros en los próximos dos meses tan rápido es en darles una primera leída rápida para después regresar a ellos con una lectura más cuidadosa; y también, incidentalmente, para decidir si una segunda lectura merecería la pena.

En este punto de mi vida, cada día que pasa tengo más claridad sobre el tipo de cosas que me gustan y el tipo de cosas en los que puedo aprovechar mis fortalezas para expandir mis capacidades. Apenas hoy se me ocurrió una de las ideas más importantes que he tenido en meses (y no son pocas las que he tenido tan emocionantes así este año), y así, tengo más claridad sobre el tipo de libros que necesito leer de acuerdo con las metas que me propongo. Así que con toda confianza y determinación, voy a tomar los libros que más me vayan a ayudar en mi aprendizaje. Así que, como lo mencioné, este mes mi meta será leer, por lo menos 12 libros. Y eso me va a acercar más a mi meta, para dejar un mayor número de libros para diciembre cuando tendré más tiempo para leer, ya habiendo terminado el ciclo escolar del 2020. ¡Esto es emocionante!